Nuestro candidato a la Presidencia del Gobierno, Pablo Iglesias, ha participado este jueves 17 de diciembre en un encuentro en el Palacio de Congresos y Exposiciones de Sevilla. Allí ha vuelto a agradecer el esfuerzo de «quienes lucharon por traer a este país la libertad y la democracia», pero también el de los Ayuntamientos del cambio que, asegura, «no solo han demostrado al PP que sabemos gobernar, sino que sabemos gobernar mejor que ellos». «España ya ha cambiado, ahora solo falta que cambie el Parlamento», ha dicho Iglesias, que volvía a repetir su ya conocido «Gracias 1978. Hola 2016».

Pablo Iglesias ha repasado las claves del programa de Podemos, del que ha destacado aspectos tales como la independencia de la justicia, la reforma de la ley electoral, el blindaje de los derechos sociales y el Plan Nacional de Transición Energética. «Solamente si rescatamos a los 10 millones de españoles en riesgo de pobreza se puede hacer que la economía funcione», ha defendido Iglesias, que se ha comprometido además a «revertir las privatizaciones que han convertido lo público en el cortijo de unos pocos».

También de corrupción ha hablado Pablo Iglesias, que recordaba algunos de los casos vinculados al gobierno del Partido Popular, al que acusaba de «no haber protegido a los autónomos» y de «haber dejado en la estacada a la pequeña y mediana empresa». «La corrupción le cuesta a cada español 2 000 euros al año», ha recordado Iglesias, que se refería a la misma «no como un problema aislado» sino como «forma de gobierno instalada por el PP».

En el encuentro, al que han asistido más de 4 000 personas, de las cuales 800 se han quedado a las puertas por limitaciones de aforo, han participado además: el director de campaña y candidato al Congreso, Íñigo Errejón; la secretaria general de Podemos Andalucía, Teresa Rodríguez; y los candidatos y candidatas al congreso, Sergio Pascual, Auxiliadora Honorato, David Bravo e Irene Montero. Ha presentado el acto Begoña Gutiérrez, diputada de Podemos en el Parlamento Andaluz.

«A tres días de las elecciones ya podemos decir que España es otra», ha dicho Íñigo Errejón, que apuntaba al próximo 20 de diciembre como «las primeras elecciones en décadas que ya no son entre los partidos viejos». «La elección que tienen delante los españoles es entre Pablo Iglesias y Mariano Rajoy», insistía Errejón, que apelaba a las listas de confluencia como «ejemplo del trabajo de estos meses» y «la prueba de que no solo estamos construyendo una campaña, sino un proyecto de país para las próximas décadas».

También en este sentido, la secretaria general de Podemos Andalucía, Teresa Rodríguez, hacía un llamamiento al «voto útil», «no para los bancos, ni las eléctricas, ni los beneficiarios del artículo 135 (de la Constitución), sino para la gente». «Por primera vez en muchos años sabemos que nuestro voto va a ser útil de verdad», ha dicho Rodríguez, que cerraba su intervención asegurando que «Pablo Iglesias no le va a fallar a Andalucía».

La secretaria de Coordinación de Áreas y candidata al Congreso por Madrid, Irene Montero, denunciaba por su parte a «los partidos viejos» que, asegura, «nos están haciendo perder el tiempo» al «permitir los desahucios, permitir que los niños estudien en barracones o permitir que haya plantas cerradas en los hospitales públicos».

Montero ha sido especialmente dura con el Partido Socialista, al que ha acusado de «decir una cosa cuando está en la oposición, pero hacer otra cuando gobierna». «En Andalucía eso lo sabéis muy bien», ha dicho Montero, que calificaba al PSOE de ser «el partido del olvido y de la traición» y de haber «decepcionado a millones de españoles».

«El sentido común nos dice que no tiene sentido competir con Bangladesh; el sentido común nos dice que no es compatible crecer, con la bajada de salarios. Ese es el sentido común que va a llevar a la Presidencia a Pablo Iglesias el próximo 20 de diciembre», concluía Sergio Pascual, candidato al Congreso por Sevilla.