La diputada de Podemos en el Parlamento Europeo Lola Sánchez Caldentey ha pedido hoy a los diputados socialistas de la Eurocámara que “voten contra el TTIP, que es lo que quieren sus votantes, quienes los han puesto en sus escaños, porque ningún socialista votaría el TTIP”.

El Parlamento Europeo de Estrasburgo votará mañana miércoles el informe de la Comisión de Comercio Internacional sobre el Tratado de Libre Comercio e Inversiones (TTIP, en inglés). Este informe contiene las recomendaciones para la negociación del tratado que la Eurocámara remitirá a la Comisión Europea.

El documento, que ha sido elaborado por el socialista alemán Bernd Lange, abre la puerta a los tribunales internacionales privados, lo que pondrá en jaque la soberanía de los Estados en la Ue en detrimento del poder de las multinacionales.

A pesar de los intentos de los socialistas por explicar que están en contra del polémico ISDS, la diputada de Podemos ha afirmado que “ese compromiso es una gran mentira y nace muerto, ya que Estados Unidos ha declarado que no acepta un tribunal público en lugar del ISDS. Intentan lavarse la cara, pero siguen vendiendo la democracia, incluidos sus escaños”.

Muchos diputados de todo el arco parlamentario han apuntado a la importancia geoestratégica y geopolítica de este tratado. Para Sánchez Caldentey “se iniciará una batalla comercial de competencia a la baja”, puesto que se han comenzado las conversaciones entre Rusia y los países BRICS para redactar otro acuerdo comercial de características similares al TTIP.

“Además, estudios independientes explican el enorme ataque a los trabajadores que supone el TTIP. No fallen a los trabajadores porque se supone que están de su lado”, ha asegurado Sánchez Caldentey.

La UE negocia este tratado con EEUU desde hace dos años. Además, la próxima semana tendrá lugar en Bruselas la décima ronda de negociaciones entre ambas partes.