Representantes de los trabajadores afectados por el cierre de la mina de Aguablanca se han reunido este miércoles con diputados y diputadas del grupo parlamentario de Podemos-En Comú Podem-En Marea

Amparo Botejara, diputada extremeña de Podemos, ha mostrado su apoyo a los trabajadores y se ha comprometido a impulsar una Proposición No de Ley para frenar el cierre de la mina

Representantes de los 400 trabajadores afectados por el cierre de la mina de Aguablanca han acudido este miércoles al Congreso de los Diputados para mantener una reunión con diputados y diputadas del grupo parlamentario de Podemos-En Comú Podem-En Marea, que han mostrado su apoyo a los trabajadores y se han comprometido a impulsar una iniciativa parlamentaria de consenso para frenar el cierre de la mina.

«Vamos a hacer un gran esfuerzo para conseguir un consenso entre todos los grupos políticos para hacer una Proposición No de Ley y apoyar que no se cierre la mina de Aguablanca», afirma Amparo Botejara, diputada extremeña de Podemos, y una de las representantes del grupo parlamentario que ha participado en el encuentro con los mineros.

A la reunión, que ha durado aproximadamente 40 minutos, también han asistido los diputados Rafael Mayoral, Alberto Rodríguez, Isabel Franco y Ana Marcello.

El cierre de la mina de Aguablanca, que afecta a 400 trabajadores en una comarca muy castigada por el paro, se da en un momento en el que, incluso en el peor escenario, la empresa continuaría siendo rentable, según reconoce un informe de la Junta de Extremadura.