Planes Autonómicos de Eficiencia Energética en viviendas e inmuebles, centrados en el aislamiento térmico y priorizando las actuaciones sobre la envolvente de los edificios, que faciliten la contratación de desempleados del sector de la construcción, para conseguir mejoras en el ámbito ambiental y en el empleo.